Karma al Molestar a un Gato

Ya sabemos que el karma, que tarde o temprano te llega de manera positiva o negativa, generalmente tarda menos en llegar cuando cometes malos actos, y cuando tus actos de maldad lo haces contra los animales, sabemos de cómo reaccionan algunos cuando se sienten en peligro, no dudan ni un poco en atacar a aquella persona que amenaza su seguridad, o incluso si es otro animal no dudarían en atacarlo, y más si se trata de un depredador: Bien se sabe que no hay mejor defensa que el ataque.

Y no hay animal que más deteste ser atacado que los gatos, porque se entiende que a ningún animal le gusta ser atacado, pero a éstos animales no les gusta siquiera que los toquen mucho porque son muy sensibles al toque humano.

Y a éstos niños se les hizo fácil molestar a un gato creyendo que no pasaría nada.

Resulta que a éstos niños se les ocurrió la brillante idea de molestar a un gato, simulando como si su mano fuera una especie de cobra y le intentaban agarrar la cabeza, en algunas ocasiones el gato los intentaba atacar dándoles mordidas y con intentos de arañazos, tuvo éxito en dos ocasiones porque logró atacar a los niños que le hacían bullying.

Y cuando finalmente uno de los niños decidió dejar de molestar al gato e irse de ahí ya era demasiado tarde porque, en ese momento, ya había hecho molestar demasiado al gato y éste ya estaba furioso, tanto así que, cuando el niño se retiró el gato lo persiguió.

Lo más probable es que el gato lo alcanzó y atacó al niño: Cosa que probablemente pasó, si no es que más.

Deja un Comentario