Gato entrenado para ir al baño

Gato entrenado para ir al baño, y es que cuando una persona tiene una mascota, si tiene tiempo disponible, usa ese lapso del día para intentar educar a ese animal, eso significa, más que nada, que debe obedecer cuando cualquiera de las personas del hogar en donde vive: Las instrucciones más básicas son las de pedirle a la mascota que se siente, que se eche, que de la patita, y ya cosas más avanzadas son las de que no atraviese la calle corriendo y sólo, como un niño, que no se baje de la banqueta, y cuando una persona no tiene tiempo de entrenarlo hay lugares donde te cobran por entrenarlo.

Y como las mascotas han alcanzado una gran popularidad en el presente, hay personas que van más allá de lo normal con la intención de que su mascota se vuelva famosa y, en algunos casos, demasiado obediente. Toda persona que tiene a un gato, le pone una cajita de arena con la intención de que el felino haga sus necesidades única y exclusivamente en su caja, al principio es difícil pero con paciencia y práctica se logra esa educación del animal.

En éste caso, parece que no será necesaria una caja.

Resulta que ésta persona decidió entrenar a su gatito para que éste use el inodoro como los humanos y vaya que lo logro porque, no sólo lo uso sino que también, como la gente educada, jaló la cadena, eso sí, como toda lección de obediencia, se ganó su premio por haberlo hecho que fueron unos deliciosos bocadillos.

Un gatito educado, a lo que sigue.

Deja un Comentario